Cuando estamos trabajando, absortos en un nuevo proyecto, las horas pasan muy deprisa. Sin embargo, siempre es recomendable hacer una pequeña pausa, caminar, cambiar de sala o tomarse un café. Los beneficios de este pequeño descanso son muchos, está comprobado que estos parones mejoran nuestra capacidad de concentración y repercuten en una mayor productividad. Es, sin duda, la mejor forma de que las ideas creativas vuelvan a brotar cuando nos encontramos bloqueados. Si decides optar por el alquiler de salas por horas en Madrid para realizar un determinado trabajo, asegúrate de que cuenta con estancias especialmente acondicionadas para momentos de esparcimiento, tan necesarios por otra parte.

Los espacios de trabajo han cambiado mucho con el paso de los años, actualmente las nuevas tecnologías permiten a los trabajadores desarrollar su labor casi desde cualquier lugar, con una única exigencia: una conexión a internet, preferiblemente con wifi. Un workcafé es un espacio donde los trabajadores pueden encontrarse, charlar un rato o tomarse un tentempié. Las empresas están descubriendo las ventajas de estas técnicas y por ello, aprovechan diferentes huecos para instalar estas zonas de encuentro.

El objetivo final no es otro que crear una atmósfera acogedora y estimulante y combinarla con un elevado grado de rendimiento. Hacer que los trabajadores se sientan parte importante de la empresa siempre redunda en un incremento de la productividad, así que es una cuestión a tener en cuenta. En TorreOmbú conocemos muchas empresas y trabajadores que eligen nuestras instalaciones para ejecutar sus trabajos, por ello sabemos de primera mano cuáles son los beneficios de contar con estos espacios para la pausa del café.

Reforzar las relaciones sociales

Cuando encuentras un compañero en la máquina del café es extraño no entablar una conversación. Fomentar las relaciones entre los empleados siempre es algo muy adecuado, para que puedan relajarse unos minutos con una conversación liviana y desconectar de aquellas tareas que nos están absorbiendo toda la energía.

Multiplicar los recursos

Cuando uno está bloqueado, poder compartir sus opiniones o inquietudes con otros trabajadores puede ser liberador. Eso sin contar, que una tercera opinión en un momento puntual puede ser la clave para resolver diferentes problemas a los que nos enfrentamos en el territorio laboral.

Zona de restauración

Contar con máquinas expendedores es una cuestión fundamental para que los empleados puedan reponer energías, tomarse un café o comer algo para volver a la tarea que les ocupa con energías renovadas.

Espacio de reuniones

Encontrarse con otros trabajadores en nuestra misma situación puede servir para llevar a cabo una reunión espontánea de la que se pueden sacar conclusiones muy interesantes para nuestro trabajo. En el caso de nuestras instalaciones de alquiler, coincidiremos en estas zonas con miembros de otras empresas, siendo este el escenario ideal para hacer networking.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *